Concierto de la OCCM: Pedro y el lobo